jueves, 2 de julio de 2015

HACE MUCHO TIEMPO, EN UNA GALAXIA MUY, MUY LEJANA...


Saludos, comandantes!
Pese a que el de Star Wars no fue el juego de rol al que más jugué en su día sí que fue el juego con el que tuve mi primer contacto con este tipo de juegos. Recuerdo que cuando una amiga me hablaba de un wookie que se dedicaba a dar paseos por una estación espacial del Imperio buscando a su camarada caza-recompensas yo decía: ¿pero esta chica de qué me está hablando? Algo semejante había oído ya en el colegio, aunque en esa ocasión se trataba de aventureros elfos y enanos que se internaban en tenebrosas mazmorras en busca de tesoros. El caso es que una tarde nos sentamos alrededor de una mesa, sacamos unas fichas de personaje tamaño cuartilla y empezamos a jugar un absurdo encuentro en unos pasillos de un bloque prisión. No recuerdo qué personaje jugué, supongo que sería un caza-recompensas o un contrabandista. Pero aquello me encantó y me quedé con un ansia terrible por saber más acerca de ese juego. Mi desbordante imaginación no paraba de montarse escenarios que aquel conjunto de reglas tan sencillas podía ayudarme a construir.

Ese mismo año tuve mi primer juegos de rol, el libro rojo de El Señor de los Anillos, y el siguiente fue el de Star Wars de West End Games, editado en España por Joc Internacional. Desde aquel día, al igual que me sucedió con otros tantos juegos, no pude desengancharme y tenía que hacerme con cada edición que sacaran. Así que de eso es de lo que va esta entrada, del paso de la saga Star Wars por el mundo de los juegos de rol.

La primera edición de West End Games vio la luz allá por finales de los 80. Como ya he dicho, en España la publicación vino de la mano del gigante de los juegos de rol del momento, Joc Internacional. Esta edición, mi favorita, contenía algunas cosas muy interesantes, como por ejemplo unas láminas centrales con algunas imágenes de los diseños originales de los bocetos de la trilogía clásica de Star Wars. El juego se basaba en dados de seis caras y era bastante simple. El papel principal se lo llevaban personajes de acción como caza-recompensas, contrabandistas, wookies, pilotos, etc. Los personajes usuarios de la fuerza eran más escasos ya que por aquel entonces el juego se centraba en la época del Imperio, un tiempo en el que los jedis escaseaban (vamos, que prácticamente no existían). Aun así eran personajes muy interesantes y siempre que te encontrabas a uno en un grupo de pjs eso te daba pie a un montón de tramas y sub-tramas.

El juego de West End Games dio pie a buena cantidad de material de muy buena calidad en cuanto a contenido y formato. Algunos módulos de aventuras contenían mapas y marcadores de naves y personajes para representar la acción de forma un poco más simulada. Había varias guías que incorporaban mucho, muchísimo material adicional que, para todo Master que se preciara, resultaba imprescindible.

A principios de los 2000, tras la aparición de las precuelas de la saga, Wizards of the Coast se hizo con la licencia de publicación del que sería el nuevo juego de rol de Star Wars. Esta vez el sistema empleado sería el famoso sistema D20, el que empleaba D&D. De hecho, ambos juegos eran bastante similares, con algunas variantes, por supuesto, pero para un jugador de D&D no resultaba nada tedioso aprender a jugar Star Wars. Aquel juego hacía mucho hincapié en la simulación del combate usando miniaturas y WoC pronto sacó una gama de miniaturas de plástico pre-pintadas, al igual que hizo con D&D. El juego esta vez daba mucha importancia y presencia a los jedi y el uso de la Fuerza, ya que en la nueva trilogía habíamos podido ver el despliegue tan poderoso de las dotes de estos personajes. Esto hacía que en ocasiones estos personajes acapararan mucha atención relegando a otros personajes más 'mundanos' a un segundo plano.

De este juego también se editó bastante material aunque por aquel entonces el catálogo de juegos era muy amplio y el desencanto que la nueva trilogía generó en muchos fans de la saga no ayudó a que el juego se convirtiera en un éxito tan grande como se podía esperar. Es más, el juego antiguo, el de West End Games, seguía teniendo muchos seguidores.

Finalmente, hace un par de años, Fantasy Flight (Edge en España), se hizo con los  derechos de explotación del universo de juego de Star Wars. A partir de ese momento un aluvión constante de juegos basados en Star Wars invadió las tiendas y las estanterías de los jugadores. El género de los juegos de rol no iba a ser menos y se anunció el lanzamiento de una línea con un sistema totalmente nuevo y una edición bastante peculiar. La nueva gama de juego de rol de Star Wars se dividiría en tres ámbitos, cada uno editado como un juego independiente, aunque con el mismo núcleo de reglas, compatibles entre sí. Los ámbitos serían los siguientes:

Al Filo del Imperio: un juego centrado en grupos de agentes independientes, al margen del Imperio y de la Alianza Rebelde, como caza-recompensas, contrabandistas, etc.

La Era de la Rebelión: con tramas centradas en el conflicto entre la Alianza Rebelde y el Imperio. De corte más militar, con acciones directas de sabotaje y ataque a los centros imperiales. Sus personajes son en mayor parte soldados, oficiales y personal relacionado con la rama del ejército de la Rebelión.

Fuerza y Destino: con un trasfondo basado en los personajes que usan los poderes de la Fuerza. Aquí las tramas pueden ser más oscuras, llenas de intriga y juego de sombras. Los personajes son, esencialmente, dotados en el uso de la Fuerza.

Cada una de estas líneas de juego es, como decía, independiente, con su propio reglamento y sus propios módulos.

El juego hace uso de una mecánica peculiar basada en unos dados con símbolos especiales que nos indican el éxito o el fracaso de nuestras acciones, así como el grado y los efectos adicionales (positivos o negativos) que pudiera haber. Es un sistema bastante divertido y sencillo, aunque se recomienda al Master cierto grado de improvisación y creatividad para sacarle el máximo partido. si todo se limita a sumar acciones o puntos de fatiga estaremos echando a perder la gracia del sistema.

Actualmente me consta que los tres juegos de los que he hablado acaparan gran cantidad de jugadores. Con el carrusel de Star Wars que se nos viene encima es imposible para cualquier fan de la saga no caer en las redes del encanto de alguno de los múltiples juegos basados en la saga galáctica. Así que, ya sabéis, si queréis empezar a recrear aventuras explorando lo más profundo del espacio, explorar planetas en busca de los secretos de los ancestros de la orden Sith, o simplemente queréis haceros un hueco en la Alianza Rebelde y combatir al Imperio de Palpatine, sólo tenéis que elegir vuestro juego y empezar a jugar.

Que la Fuerza os acompañe!

No hay comentarios:

Publicar un comentario