jueves, 25 de junio de 2015

SHADOWS OF BRIMSTONE: HORROR EN EL SALVAJE OESTE


Saludos, comandantes!
Recientemente he estado ojeando un juego que me llama mucho la atención. Se trata de Shadows of Brimstone. De momento está disponible sólo en inglés y desconozco si será editado en castellano. El caso es que este juego es uno de esos que no deja indiferente a nadie, ya sea por su temática, su estilo de juego, su contenido o simplemente lo vistoso de su diseño. Shadows of Brimstone fue editado en 2014 por Flying Frog tras una exitosa campaña de financiación masiva. Se editaron dos cajas que compartían reglamento y componentes, éstos últimos con algunas variantes de una caja a otra, y que son completamente compatibles (vamos, el mismo juego pero con algunos elementos diferentes).

Shadows of Brimstone es básicamente un juego estilo dungeon crawl pero con muchas peculiaridades. Para empezar es cooperativo, de 1a 4 jugadores, con posibilidad de incluir más jugadores empleando los dos set de inicio. Además, la temática que tiene también es bastante curiosa. Se trata de un juego de horror ambientado en el salvaje oeste americano donde los personajes se adentran en las entrañas de la tierra en una vieja mina de la que están empezando a surgir extrañas formaciones de cristales y seres de otros mundos, así como muertos vivientes y toda suerte de bichos raros con tentáculos. Hasta aquí el juego ya hará que más de uno frunza el ceño y se pregunte qué es todo esto. Bien, pues sigamos.





Como hemos visto la ambientación del juego es, cuanto menos, original. Recuerda a Descent o incluso a Zombicide en el estilo en ciertos aspectos. En cuanto a la mecánica, hay algunos detalles que mencionar. Los monstruos se mueven y actúan solos pudiéndose empujar unos a otros para alcanzar a sus víctimas, evitando así situaciones extrañas en las que los más pequeños o débiles apantallen a las bestias más tumultuosas y agresivas. El juego usa tiradas de dados de seis y ocho caras para resolver los ataques. También hay un dado especial que se empleará de forma puntual en determinadas ocasiones. Cabe destacar también la omnipresente lámpara, un objeto que acompañará a nuestros personajes en su viaje por los túneles y que les ayudará a mantener a raya a la oscuridad y lo que sea que viaja con ella. Y lo mejor de todo es la forma en que se disponen los mapas de cada escenario. Las losetas de sección de mapa se van colocando al azar, empleando una mecánica muy simple, de forma que en cada partida el mapa será diferente.

El juego puede jugarse por escenarios sueltos e independientes o en modo campaña. El modo de campaña comprende un escenario y el viaje al pueblo para descansar y rearmarse antes de acometer el siguiente escenario. Los personajes irán adquiriendo mejoras, equipo y también tendrán lugar eventos en cada lugar que visiten antes de enfrentarse a su próximo desafío.

Por último es importante decir que no todos los escenarios serán lúgubres y oscuros pasillos de una vieja mina, sino que también viajaremos a otras dimensiones donde extraños parajes poblados por criaturas de lo más bizarro nos estarán acechando.

El juego tiene un montón de componentes entre cartas, marcadores, miniaturas, losetas de mapa, etc. Una de las cosas más destacables para mi gusto son las miniaturas. El diseño me encanta y tanto los personajes como los monstruos tienen un acabado bastante bueno y con mucha variedad. Eso sí, habrá que montarlas. A diferencia de otros juegos en Shadows of Brimstone las miniaturas vienen en matrices que requieren montaje.

A mí, particularmente, este juego me tiene encandilado. Además, el toque lovecraftiano le hace aún más atractivo a mi parecer. Sin duda es un juego que merece mucho la pena.

No hay comentarios:

Publicar un comentario